El agua más antigua del mundo está en Canadá

 El agua más antigua del mundo está en Canadá

Descubren el depósito del agua más antigua del mundo.

A pesar de que la Tierra se llama comúnmente “Planeta Azul”, no toda el agua que compone nuestro hogar es igual de antigua.

De hecho, el pasado año 2013 se anunció a bombo y platillo que se había encontrado el agua más antigua del mundo en la mina Kidd de Ontario (Canadá), datando dicho líquido elemento en 1,5 billones de años.

Pero la búsqueda no quedó ahí, pues los investigadores han querido ir más allá.

En aquel entonces, la investigación excavó hasta una profundidad de 2,4 kilómetros a través de la mina, la cual llega a medir en total 3,1 km de profundidad (siendo la mina de metales más profunda del mundo).

Por ello, se ha seguido excavando hasta llegar a una nueva fuente de agua a 3 kilómetros de profundidad. Según los resultados, nos encontraríamos con el depósito del agua más antigua del mundo: 2 mil millones de años de antigüedad.


El agua más antigua del mundo está en Canadá

Aunque en un primer momento algunos podrían pensar que el agua se encontraría incrustada en la roca a tal profundidad, la realidad es que el agua subterránea fluye a chorro (aunque de forma mucho más lenta que el agua superficial, alrededor de 1 metro al año); llegando a fluir a dos litros por minuto en algunos punto de la mina.

Gracias al análisis de los gases disueltos en el agua más antigua del mundo, incluyendo helio, neón, argón y xenón, los investigadores han sido capaces de datar este líquido con una antigüedad de 2 mil millones de años.

Sus hallazgos se han presentado esta misma semana en la Reunión de Otoño de la Unión Americana de Geofísica.

Según un análisis anterior de este mismo equipo de investigadores, el sulfato encontrado en el agua se produciría como reacción entre el agua y las rocas. 

Eso significaría que las condiciones geoquímicas en estos depósitos de agua antiguos, separados del agua superficial, podrían ser suficientes para crear un ecosistema microbiano independiente que podría sobrevivir miles de millones de años aislado del resto del mundo. 

La vida en el subsuelo de la Tierra también es posible

Para que nos entendamos, estos depósitos de agua del subsuelo, a pesar de encontrarse a kilómetros de distancia de la superficie, serían capaces por sí solos de proporcionar una fuente de energía constante tan solo con su contacto con las rocas. 

Estaríamos frente a una biosfera completa en el subsuelo, algo que nos haría ampliar enormemente las “áreas potencialmente habitables” que creíamos tener en la Tierra.

Y eso, a su vez, significaría que la vida que buscamos en otros planetas podría existir también en sus propios subsuelos, y que por ello no hemos sido capaces de encontrarla todavía. 

De hecho, eso podría estar sucediendo ya en Marte por ejemplo, donde se sabe que existe agua salada cada día.

Eso sí, cabe destacar que de momento no se ha encontrado ningún tipo particular de microorganismo escondido en el agua más antigua del mundo (ni en otros depósitos de agua subterránea de este estilo). 

Tan solo se ha analizado la antigüedad de la misma, por lo que queda mucho por hacer. 

Mami, a mí mejor en brazos | VCN

 ... Ahora bien, esta explicación puede ser válida para entender los orígenes y el fundamento de la reacción fisiológica del bebé, pero sin ...


Sistemas bioelectroquímicos | VCN

... El intercambio de electrones es fundamental en las reacciones que se producen en el mundo natural y también en los citados sistemas ...


Latas de bebida, historia y evolución | VCN

 ... Los principales obstáculos se debían a la reacción química entre el metal y el contenido y a las dificultades del cierre para resistir la presión ...

La entrada aparece primero en Omicrono. Creative Commons