Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo (B. F)

La belleza de Cleopatra: ¿Mito o realidad?

Elizabeth Taylor
Elizabeth Taylor
La belleza de Cleopatra: ¿Mito o realidad?

Muchas mujeres han pasado a la historia por su belleza y su atractivo, especialmente una de ellas:

La bella Cleopatra.

Existe un un mito general de que la mujer que reinó en Egipto en el siglo I a.C (concretamente del 51-30 a.C.) era una hermosura.

Solo con pronunciar la palabra “Cleopatra” de inmediato nos viene a la mente la imagen de una mujer exquisitamente bella y sabia, sin poder evitarlo ante nosotros aparece el rostro de Elizabeth Taylor con sus rasgados ojos violeta y su piel de porcelana.

O ese busto exquisito en el que identificamos a esta reina ingeniosa y culta que llegó al trono con apenas 17 años a pesar de la oposición de los hombres más importantes de Alejandría, una mujer jovencísima que logró seducir al hombre más poderoso del Mediterráneo en aquella época: Julio César.

Fue una reina que logró sobrevivir en mundo de hombres, de ahí que históricamente se diga de ella que sus triunfos se basaron en parte por su increíble belleza, pero ¿Es cierto o se trata de un mito más entre tantos que se tejen en nuestro pasado?


¿Qué testimonios tenemos del rostro de Cleopatra?

Los pocos legados que tenemos de esta interesante mujer son monedas y bustos, objetos que no terminan de darnos una imagen clara de su belleza. Pero de hecho, ahondando un poco más, ni siquiera tenemos un testimonio histórico de sus contemporáneos que nos hable de su belleza. Solo tenemos curiosos comentarios como el de Cicerón:

“Si la nariz de Cleopatra hubiera sido algo más pequeña, hubiera conquistado el mundo”.

Una mujer increíblemente sabia

Eso sí. Los testimonios del ingenio y la inteligencia de Cleopatra son muy numerosos:hablaba seis idiomas, discutía sobre filosofía con gran soltura, dominaba la historia y sobre todo la política… y es más, se decía que su personalidad era increíblemente atractiva: sabía hablar con gran ingenio encandilando a jóvenes a viejos, a nativos y a extranjeros, a amigos y enemigos…

En el Egipto de Cleopatra existía un problema básico, no tenían poder militar y los problemas venían sobre todo por las discrepancias entre griegos y egipcios, y la cercanía de una Roma poderosa que iba conquistando nación tras nación. 

Ella simbolizaba la unión entre Grecia y Egipto debido a su ascendencia griega, tenía la piel clara, hablaba el egipcio a la perfección y había asumido todas las tradiciones del país que la había erigido como faraona… de ahí que los egipcios la adoraran y los alejandrinos la detestaran.

Pero su relación con Julio César consiguió que Oriente y Occidente unieran temporalmente sus lazos en una alianza muy poderosa. Algo así conseguía que la paz estuviera asegurada en el Mediterráneo, que el trigo llegara a Roma y que Roma protegiera a Egipto de cualquier enemigo… pero ¿Cómo consiguió esto Cleopatra? ¿Cómo consiguió conquistar a alguien con tanto poder, alguien tremendamente atractivo según testimonios y que le doblaba casi la edad? 

Los que se preguntan esto siempre dan por sentado que Cleopatra debía ser tremendamente hermosa.

La verdad no la sabemos, de su historia solo nos queda su ingenio, su sapienza, su sabiduría y su brillantez como política, filósofa y estratega… ¿Por qué no podía conquistar a un hombre como Julio César aun siendo fea?

Más tarde, tras la muerte de Julio César y tras haber tenido un hijo con él, conoció al general Marco Antonio.

Se decía de él que no era atractivo, pero sí un gran militar, un hombre con un enorme sentido del humor y realmente inteligente, tanto como la propia Cleopatra. 

Su amor ha inspirado obras de teatro y grandes superproducciones cinematográficas… dos personas que, tal vez, sin grandes atractivos físicos, brillaron por su ingenio y su amor: ambos terminaronsuicidándose.

Tal vez, la verdadera belleza de Cleopatra y su leyenda, residía sencillamente en su brillantez e inteligencia, un atractivo al cual ni el propio Julio César ni su más valiente militar pudieron resistir.

Según el Sunday Times, la legendaria "femme fatale" que gobernó en el siglo I a.C. y que ha sido interpretada en el cine por bellas mujeres como Vivian Leigh, Sofía Loren, Elizabeth Taylor o Catherine Zeta-Jones, no era la diva que alimentó la historia durante mucho tiempo.

Y lo que es peor, quedaron rastros que lo confirman: once estatuas de Cleopatra VII, que en principio se creyó que eran retratos de otras reinas. Estas representaciones demuestran que la reina no tenía un rostro envidiable, ni la altura y el peso de una modelo actual. 

Aunque cabe destacar que los cánones de la belleza egipcia de la época eran radicalmente distintos a los actuales.
Esquizofrenia y Alzheimer | VCN

 ... Trazó una cadena de animales que iban del pez al humano y mostró así que los seres vivos están en constante evolución. Mezclar los ...


Chiste cruel de pollitos y la crisis económica | VCN

 ... Así es el pez más feo del mundo. Hoy, vamos a hablar del pez más vago sobre la faz de la tierra. No resulta ... Características del Pez Mancha ...


Joyas y amuletos en el antiguo Egipto | VCN

 ... La mejor manera de ponerle limón al pescado es colocándose el pez en el ojo. Las cosas siempre se encuentran en el primer lugar donde .

Publicado por :http://supercurioso.com/
Creative Commons