Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo (B. F)

Nueva teoría sobre la explosión cámbrica

Nueva teoría sobre la explosión cámbrica
Fuente: Paul Smith.
El planeta en el que vivimos tiene una edad estimada de 4.500 millones de años. Sus primeros 4.000 millones de años fueron básicamente de vida unicelular (bacterias).

La explosión del Cámbrico no estaría dirigida por una única causa, sino que, en su lugar, hubo una cadena de reacciones que involucraron varios procesos biológicos y geológicos.

Vista desde el lugar en donde se encuentra el yacimiento.

Hay estudios sobre la velocidad evolutiva que indican que a comienzos del Cámbrico ,se mantenía que el ritmo de cambios genéticos y fisiológicos.
Desde los tiempos de Darwin se han propuestos docenas de teorías que han tratado de explicar esta súbita aparición y diversificación de vida animal en el registro fósil.

Ahora se publica otra propuesta, esta vez por parte de Paul Smith y David Harper de las universidades de Oxford y Durham respectivamente, sobre el origen de esta fantástica explosión de vida animal que se dio hace unos 530 millones de años.

Esta explosión no solamente dio lugar a todos los filos actuales, sino que también dio origen a los modernos ecosistemas en los que hay modos de vida especializados.

Entre los seres que aparecieron por aquel entonces está Anomalocaris que era el mayor depredador de la época, con su metro de longitud.

Era un nadador rápido que capturaba presas que luego devoraba gracias a sus 32 “piezas dentales”.

Este animal está emparentado lejanamente con los modernos artrópodos.

Además surgió el antepasado de los animales vertebrados, Pikaia, que más tarde posibilitó la aparición de los peces, anfibios, reptiles, aves y mamíferos.

Debido a que la explosión del Cámbrico es uno de los eventos biológicos más importante de la historia de la vida en la Tierra, o el mayor de ellos, ha atraído todo tipo de entusiasmos y especulaciones.

 Las hipótesis sobre el origen de la explosión cámbrica caen clásicamente dentro de tres categorías: geológicas, geoquímicas y biológicas.

Cada una de ellas suele asumir una causa en exclusiva ligada a ese evento como la que originó la explosión.

Estos dos profesores y sus colaboradores han pasado cuatro años trabajando sobre los datos recolectados en la parte más al norte de Groenlandia.

En concreto los restos fósiles los recolectaron en la remota localización de Siriuspasset, a 83 grados de latitud norte.

Aunque es muy complicado llegar a este lugar, el sitio merece la pena por la buena calidad de los fósiles que hay allí.

Según Smith su trabajo de campo en el sitio de Siriuspasset les ha permitido asentar su idea de que no fue una única causa la que explica esta explosión.

Mantiene que, en lugar se centrase en una sola razón, deberíamos fijarnos en la interacción de varios mecanismos distintos.

Según estos investigadores lo que sucedió fue una cascada de eventos. Todo empezaría con un cambio en el nivel del mar en aquella época.

Esto generó un gran aumento del área habitable en el lecho marino que permitió un aumento de la diversidad animal.

Estos eventos tempranos se tradujeron en una compleja interacción de procesos biológicos, geotérmicos y geológicos.

Por tanto, esta nueva teoría combina, de alguna manera, los distintos aspectos de las teorías anteriores.

Según Harper, la explosión del Cámbrico es uno de los eventos más importantes en la historia de la vida de nuestro planeta, pues estableció a los animales como la parte más visible de los ecosistemas marinos, y, por tanto, sería ingenuo pensar que sólo una única causa provocó esta fenomenal explosión de vida animal.

En su lugar hubo una cadena de reacciones que involucraron varios procesos biológicos y geológicos que, a su vez, indujeron la escalada en la radiación animal que se dio durante ese periodo de tiempo relativamente corto.

“La explosión del Cámbrico dispuso la escena para mucha de la vida marina posterior, que fue generada en cascada y anidada en ciclos de retroalimentación, ligando los organismos a su ambiente”, añade.

Según estos investigadores la mayoría de las hipótesis tienen al menos una parte de verdad, pero cada una de ellas por sí sola es insuficiente como causa única de la explosión del Cámbrico.

Es necesario, añaden, que los expertos del campo se centren en la secuencia de eventos interconectados y en la manera que están relacionados entre sí.

El disparador estaría constituido por procesos geológicos, que dieron lugar a efectos geoquímicos y esto fue seguido por una amplia gama de procesos biológicos.

Los organismos como el Anomalocaris no aparecieron hasta hace 550 millones de años, en lo que en ciencia se denomina "explosión" de biodiversidad del Cámbrico.

Éste escalón evolutivo marcaría la aparición de los animales que conocemos ahora. Aunque en el camino quedó uno de bien curioso: el anomalocaris.

explosión cámbrica

El anamalocaris habitaba en el mar y se ayudaba con su boca circular de garras afiladas para devorar otros organismos. 

Era un ser realmente sorprendente porque poseía una de las visiones más evolucionadas que se han descubierto hasta ahora, con nada más y nada menos que 30.000 lentes en cada ojo. 

En términos de píxeles fotográficos, su visión equivaldría, según el CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas) a 30.000 píxeles fotográficos, lo que le convertía en privilegiado por la fantástica resolución que tenían sus ojos para observar dentro del mar.

Hasta ahora, la libélula, artrópodo con 28.000 lentes en cada ojo, era el animal descubierto con la vista más aguda.

Los ejemplares fosilizados que se han encontrado en el yacimiento paleontológico de Emu Bay Shale, en Isla Canguro (Australia) se estima que son de hace 515 millones de años. Aunque también hay fósiles del Anamalocaris descubiertos de más de 520 millones de años en Chengjiang (China) y de unos 505 millones de años en Burgess Shade (Canadá). 

Los investigadores asocian su extraordinaria visión a su larga supervivencia, de más de 15 millones de años.

La cabellera ,Guy de Maupassant (Parte 2) | VCN

... Fluía entre mis dedos, me hacia cosquillas en la piel con una caricia singular, una caricia de muerta. Me sentía conmovido, como si fuera a ...


El ritual del té alrededor del mundo | VCN

 ... Estas tazas se sostienen con los dedos índice y pulgar, mientras que el dedo corazón sirve de apoyo de la taza por la parte inferior. El té se ...


El coleccionista de huesos , El Método Científico | VCN

... a las vías del tren con un tiro en la cabeza y su argolla de compromiso en uno de sus dedos el cual había sido despellejado hasta el hueso.