Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo (B. F)

¿De qué está hecha una salchicha o un nugget de pollo?

¿De qué está hecha una salchicha?Las salchichas tradicionales están hechas de recortes de puerco ,res y una mezcla de las sobras que quedan después de cortes de tocino, pollo y pavo.

La carne se muele hasta que queda una pasta limosa y se mezcla con agua, preservativos, sabores y colores artificiales.

Las variedades rojas y café claras que casi siempre están en promoción contienen muy poca carne real.

En lugar de eso están hechas 64% pollo mecánicamente recuperado (la pasta limosa creada cuando un cadáver desprovisto ya de cortes tradicionales es forzado a una máquina aplastadora) y 17% puerco.

Muchas personas creen que comprar las salchichas más naturales y finas te permite librarte de sus infames ingredientes, pero eso no es cierto.

La salchicha más natural 100% carne de res o puerco han demostrado contener exactamente los mismos ingredientes que se mencionan abajo, aunque en sus paquetes diga “natural” o “sano”.

Ingredientes de toda salchicha que puedas comprar en un comercio:

Agua fluorada:

Jarabe de maíz alto en fructosa: más del 60% de las marcas de salchichas contienen jarabe de maíz alto en fructosa que de acuerdo a investigaciones puede contener mercurio.

Almidón: todas las salchichas, desde las más baratas a las “de lujo” están rellenas del carbohidrato almidón. Las salchichas normalmente contienen almidón de papas transgénicas mezclado con sal.

El almidón le da más volumen a la salchicha y ayuda a mezclar bien los ingredientes.

Sal: cada salchicha tienen alrededor del 2% de sal de mesa; es decir, sal decolorada y químicamente manufacturada.

Proteína de leche: añadir proteínas de leche en polvo a la mezcla de carne también ayuda a unirla.

Nitrito de sodio: la carne procesada aumenta el riesgo de cáncer de intestino y esto es en gran medida por el nitrito de sodio. Es añadido a las salchichas para evitar que se pongan grises y ahuyentar a los microbios.

Sabores: por ley, los paquetes de salchichas no tienen que decir qué sabores artificiales se les añaden. Muchos usan sabor artificial a humo y especias (donde se esconde el glutamato monosódico y no tienen que ser etiquetado).

Trifosfatos de potasio y sodio: estas son sales incoloras producidas sintéticamente que actúan como estabilizadoras, resaltantes y emulsiones. Le dan a la salchicha una textura más firma, la mantienen en una acidez correcta y permiten que los aceites y las grasas se mezclen con el agua. También son usados en detergentes como suavizantes de agua y se añaden al papel y al hule.

Polifosfatos (E452): otro aditivo común en la comida. El E452 es un emulsificador y estabilizador que mejora la textura de la salchicha y evita que la grasa se eche a perder.

También ayuda a prevenir algunas bacterias porque actúa como veneno. Los polifosfatos causan una progresión más rápida de alimentos específicos y pueden dar enfermedades de riñón.

Ascorbato de sodio: una forma sintética de la vitamina C, el ascorbato de sodio es un antioxidante y regulador de acidez que previene que la carne pierda su color rojo. Cuando es tomado como suplemento puede causar irritación de piel y de pulmones.

Carmín: el carmín es el colorante rojo más popular de los productos procesados. Se obtiene de la sal de aluminio del ácido carmínico, el cual se produce por algunos insectos.

El que se saca de la cochinilla es resultado de aplastar sus caparazones y luego hervirlos en amoniaco o carbonato de sodio. El carmín se usa en la manufactura de flores artificiales, pinturas, tinta roja y cosméticos. El color puede detonar reacciones alérgicas en algunas personas.

¿Qué hay en un nugget de pollo?

Breve autopsia a dos nuggets de pollo de distintas compañías de comida rápida revelan el verdadero contenido de estos productos.
Recientemente unos investigadores de Mississippi descubrieron qué había dentro de dos nuggets de pollo de diferentes restaurantes de comida rápida: 50% o menos de tejido muscular de pollo (lo que nos imaginamos cuando pensamos en “pollo”: pierna o muslo) y 50% de otra variedad de cosas.

Qué hay en un nugget de pollo

El primer nugget, apuntaron el American Journal of Medicine, era mitad músculo y el resto era una mezcla de grasa, arterias y nervios. 

La inspección detallada reveló células que revisten la piel de los órganos internos del pájaro.

El segundo nugget sólo era 40% músculo y el resto una mezcla de grasas, cartílago y pedazos de hueso.

“Todos sabemos que la carne blanca del pollo es una de las mejores fuentes de proteína pura disponible y alentamos a nuestros pacientes a que la coman”, apuntó el doctor deShazo para Reuters.

 “Lo que ha pasado es que algunas compañías han elegido usar una mezcla artificial de partes del pollo en lugar de la carne blanca, baja en grasa del pollo; la envuelven en pan y la fríen y le llaman pollo”.

En realidad el nugget es un subproducto del pollo alto en calorías, sal, azúcar y grasa que no es una opción  sana. Y lo peor de todo es que a los niños les encanta y está diseñado para ellos.

DeShazo apuntó que está bien comerlos de vez en cuando, pero que le preocupa que porque son baratos, convenientes y saben bien los niños los comen demasiado seguido.

 “Esta breve exploración de los nuggets de pollo no pretende “exponer a la industria del pollo o de la comida rápida en general”, dice deShazo, “sino un recordatorio de que no todo lo que sabe bien es bueno para ti”.

La mejor manera de comer nuggets de pollo sería, entonces, preparándolos en casa con pollo orgánico y limpio, y freírlos en muy poco aceite. Así el antojo de los niños puede satisfacerse sin recurrir a lugares dudosos que producen alimentos que dañan a la salud.

¿Qué es y por qué debemos evitar el glutamato monosódico?

Más dañino que el alcohol, la nicotina y muchas drogas, este aditivo se emplea en casi todos los alimentos procesados.
En la actualidad uno de nuestros peores hábitos  es el consumo de alimentos procesados. Los altísimos contenidos de sodio, grasas y químicos impronunciables han transformado una experiencia que solía ser nutritiva en algo puramente artificial y hasta dañino. 

Entre los muchos aditivos químicos en nuestros alimentos se encuentra el glutamato monosódico (GMS), también conocido como el aditivo “umami”. 

El umami es uno de los cinco sabores básicos, junto con con el amargo, dulce, ácido y salado, se encuentra naturalmente en algunos alimentos como la carne, las espinacas y los champiñones, sin embargo el GMS es el resultado de un proceso químico.
 
En Estados Unidos es “Generalmente Reconocido como Seguro“, mientras que la Unión Europea lo clasifica como un aditivo alimentario, sin embargo, el consumo de alimentos con GMS se ha asociado con algunos síntomas y malestares.

¿Qué es?
El GMS es un aditivo que mejora el sabor de algunos alimentos procesados. Hace que las carnes procesadas y la comida congelada sepa más fresca, que los aderezos tengan un mejor sabor y le quita el sabor metálico a los alimentos enlatados.

En términos químicos el GMS contiene un 78% de ácido glutámico libre, 21% de sodio y hasta 1% de contaminantes. El GMS “engaña” a nuestro cuerpo haciéndonos creer que la comida sabe mejor, más sana y más rica en nutrientes.

¿Por qué debemos evitarlo?
El consumo de GMS puede causar dolores de cabeza, migrañas, espasmos musculares, nausea, alergias, anafilaxis, ataques epilépticos, depresión e irregularidades cardiacas. 

Ya que es una neurotoxina, daña el sistema nervioso y sobre-estimula a las neuronas llevándolas a un estado de agotamiento, y algunas de ellas eventualmente morirán como consecuencia de esta estimulación artificial. 

Además, consumir alimentos con GMS hace que los niveles de glutamato en la sangre sean más altos de lo que deberían ser, y si estos niveles se mantienen así, el glutamato se filtra al cerebro causando y contribuyendo a malestares físicos.


Como no consumirlo:
 
Para evitar consumir GMS es imperativo consumir productos orgánicos y dejar de consumir alimentos procesados.

Antes de comprar cualquier producto procesado (salsas, galletas, alimentos congelados y comida chatarra) lee las etiquetas, si tiene glutamato monosódico no lo compres. 

En ocasiones etiquetan al GMS de otra manera o es uno de los compuestos de: la proteína texturizada, el alimento para levadura, el concentrado de proteína de soya, la gelatina o el nutriente de levadura.

Los alimentos bajos en calorías o los que están enriquecidos con vitaminas, el almidón y jarabe de maíz, el jarabe de arroz y la leche en polvo, también contienen rastros de GMS.

Lee también las etiquetas de productos no-alimenticios.

Algunos cosméticos, jabones, acondicionadores y champús también contienen pequeñas cantidades de este nocivo producto.

Abejas estimuladas por cafeína | VCN
hecha una salchicha o un nugget de pollo
... Algunas flores contienen cafeína en su néctar para así fidelizar a las ... Las abejas recuerdan con mayor exactitud la ubicación de flores con ...


20 animales de la creación no tan cotidianos ... ( Tercera Parte) | VCN
hecha una salchicha o un nugget de pollo
 ... Existe en el sudeste africano una mantis extraordinaria, la mantis flor, cuyo cuerpo, provisto de excrecencias foliáceas, se parece a una ...


¿Por qué gira el girasol? | VCN
hecha una salchicha o un nugget de pollo
... Aunque el girasol parece una gran flor, esto es engañoso. En realidad, la flor del girasol está formada por cientos de pequeñas florecillas que ...

Ciencia Creative Commons. Gracias por visitarnos y compartir en su red social favorita.