Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo (B. F)

La tectónica de placas de la Tierra es única (Segunda parte)

La tectónica de placas de la Tierra es única
Una temperatura demasiado baja implicaría un aumento del hielo polar que se podría extender y dar lugar a una era glacial.

Por contra, una temperatura demasiado alta haría que la evaporación aumentase dramáticamente, emitiéndose gran cantidad de vapor de agua a la atmósfera, lo que incrementaría el efecto invernadero.

Aunque la forma precisa en que la tectónica de placas controla la temperatura no se conoce y varios mecanismos distintos parecen estar involucrados, la clave parece residir en la regulación del dióxido de carbono, un gas de efecto invernadero.

Si hay demasiado CO2 la Tierra se calentará; por el contrario, muy poco CO2 hará que la temperatura terrestre caiga por debajo de valores tolerables.

De hecho, el dióxido de carbono no permanece en la atmósfera indefinidamente, sino que reacciona con el agua para formar ácido carbónico, que cae con la lluvia y, al depositarse en las rocas, es transportado, junto con otros productos químicos, por ríos hasta el océano, donde terminan como carbonato cálcico y cuarzo a través de la formación de rocas y conchas de organismos vivos.

La tectónica hará que estos materiales, mediante subducción, acaben en las profundidades de la Tierra. Una vez allí, las extremas condiciones de presión y temperatura convertirán el carbonato cálcico de nuevo en dióxido de carbono y óxido de calcio.

Los volcanes se encargarán de liberar nuevamente el CO2 permitiendo que los eventos "bola de nieve" no tengan lugar.

Ahora bien, esta liberación del dióxido de carbono tampoco puede ser excesiva, pues esto provocaría un efecto invernadero intolerable. En resumen, hay un delicado equilibrio en el proceso de reciclaje del CO2 por parte de la tectónica de placas que aún no está muy bien comprendido pero que parece muy importante a la hora de la estabilidad de la temperatura global del planeta a largo plazo.

Al no disponer de una teoría firmemente establecida de la tectónica de placas no podemos predecir con seguridad la frecuencia de un mecanismo semejante en otros mundos, si depende y cómo de la masa del planeta o de la composición química del manto.

Así, algunos científicos creen que la colisión cósmica que pudo dar lugar a la Luna produjo la semilla a partir de la que se desarrolló la tectónica de placas, con lo que el mecanismo podría darse efectivamente muy raras veces.

Por otro lado, las condiciones básicas para la tectónica de placas parecen ser relativamente simples: una delgada corteza flotando sobre un fluido caliente y un transporte convectivo a causa del calor generado en el núcleo.

Quizá las aguas de los océanos sean asimismo necesarias para permitir la subducción; quizá estas condiciones no sean tan inusuales después de todo. En otras palabras, no tenemos ni idea si la tectónica de placas es un mecanismo habitual o no.

Incluso aunque se tratase de un fenómeno muy raro, ¿significaría esto que la vida animal es igualmente rara? ¿Es la tectónica de placas el único mecanismo que puede proporcionar beneficios como los expuestos en los párrafos previos? ¿No podría ser que, en este mismo momento, científicos extraterrestres se estuviesen preguntando maravillados por el extraño sistema de su planeta para regular y estabilizar la temperatura global?

Campos magnéticos y habitabilidad

Aparentemente, los exoplanetas habitables pueden perder su protección magnética, lo que los deja expuestos a radiación dañina para la vida.

Para albergar vida como la conocemos, los planetas necesitan atmósferas gruesas y ricas en agua, además de agua líquida en la superficie. Hasta ahora, estas condiciones solo han sido inferidas, en su mayoría a partir de la distancia del planeta a su estrella.

La tectónica de placas de la Tierra es única 3

Pero el agua puede ser arrancada por los vientos estelares a menos que el planeta tenga un campo magnético fuerte, señalan en un estudio Jorge Zuluaga de la Universidad de Antioquia en Colombia y sus colegas.

Marte y Venus no tienen campos magnéticos, y se cree que los vientos estelares removieron la mayor parte de la atmósfera de Marte, mientras que Venus quedó con una atmósfera compuesta en su mayoría por dióxido de carbono, lo que la hace tóxica.

Un campo magnético también protegería a los habitantes en la superficie de un planeta de la radiación estelar peligrosa.

Periodo de enfriamiento

Un núcleo fundido en movimiento ayuda a generar un campo magnético, así que el equipo calculó cuánto tiempo tardaría un planeta rocoso en enfriarse hasta que esta dínamo magnética dejara de funcionar.

Luego, examinaron tres exoplanetas bien conocidos que se cree que son potencialmente habitables: Gliese 581d, HD 40307g y GJ 667Cc. Los dos primeros podrían tener campos magnéticos apenas lo bastante fuertes, pero el tercero está condenado.

Por lo tanto, Zuluaga hace hincapié en la importancia de considerar los campos magnéticos cuando se habla acerca de si un planeta sería un buen lugar para la vida. “Si queremos evaluar lo mejor posible la habitabilidad de un planeta, necesitamos esta información, no solo la distancia a la estrella”.

La tectónica de placas de la Tierra es única ...(PARTE 1 )

Las Francotiradoras Rusas en la Segunda Guerra Mundial | VCN

 ... Sin embargo, la cantidad de bajas sufridas por Rusia -se calcula que durante un lapso el ratio fue de 26 soldados rusos muertos por cada ...


China, una de las civilizaciones más antiguas del mundo | VCN

... Desplegados se encuentran 1.000 soldados, ocho carros de combate y 32 caballos. La fosa II, con un área de 6.000 metros cuadrados, ...


¿Es la guerra biológica un invento moderno? o ¿ha acompañado a ...

 ... Esta técnica, la de transportar enfermos a tierras enemigas, era una manera ideal de atacar al mismo tiempo a soldados y a la población civil.

Fuente: New Scientis
Salvo que se exprese lo contrario esta obra está bajo una licencia Creative Commons.