Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo (B. F)

Orígenes de la humanidad ,del aislamiento y el mestizaje

Orígenes de la humanidad ,del aislamiento y el mestizaje
The Descent of Man. Créditos: Danacea.
Un estudio halla que los orígenes de la humanidad están más diversificados por el aislamiento y el mestizaje.

A pesar de que se puede identificar las raíces de la humanidad aún no se tiene claro su lugar de origen.

A pesar de que algunos titulares puede hacer llegar a creer, está claro que los humanos modernos se originaron en África antes de extenderse por todo el mundo.

Sin embargo hemos encontrado que la propagación es un poco más complicada de lo que se podría haber esperado, dado que estos primeros humanos parecen haberse apareado con otros seres humanos pre-modernos en el viaje.

Pero los humanos modernos parecen haber estado presente en África desde hace más de 50,000 años antes de extenderse a otros continentes y poseemos una imagen poco clara de lo que estaba pasando allí.

Un nuevo estudio de genomas africanos sugiere que puede que no sea posible asignar a nuestra especie un sitio de origen específico en África.

Pero los datos sí identifican la más antigua población distinta en el planeta, y alude a algunas de las adaptaciones que puede haber ayudado a los humanos modernos a un gran impulso.

En lugar de trabajar con genomas completos, un equipo internacional de investigadores analizaron los sitios en el genoma que difieren entre individuos comunes (estos son llamados SNPs, o polimorfismos de un solo nucleótido-).

Esto no proporciona tanta información como una secuencia de genoma, pero es mucho más rápida y económica. Como resultado, el equipo fue capaz de analizar 2,3 millones de SNP de un total de 220 africanos diferentes.

El trabajo previo con el ADN mitocondrial sugiere que los miembros de grupos de habla clic (el khoe-San) tuvieron la mayor diversidad genética y por lo tanto eran los más propensos a ser la más vieja rama del árbol genealógico humano moderno.

El nuevo estudio hace posible proporcionar realmente una fecha para su rama: 100,000 años, aproximadamente la misma época que el hombre moderno se cree apareció por primera vez en África.

A partir de ahí, le tomó más de 50,000 años antes de que el próximo grupo distinto se separara (en África Central).

Ellos fueron seguidos poco después por los africanos del este, antes de una gran diversificación de los grupos de África Occidental.

La fecha de la rama de África Central corresponde aproximadamente con el punto en el que los humanos modernos comenzaron a emigrar fuera de África.

Lo que aún no esta claro es saber si esto es una coincidencia o un conjunto único de condiciones ambientales que desencadenaron tales cambios en poblaciones humanas.

La presencia de poblaciones distintas en el expediente indica que la población africana es lo que se denomina "estructurado", que significa que hay distintas poblaciones que no han tenido mucho intercambio de material genético.

Pero también hay pruebas de lo que se denomina mezcla o la introducción repentina de material de poblaciones previamente aisladas.

Esto probablemente es más dramático en el caso de los bantúes, una  de las poblaciones más prósperas de África, cuyas poblaciones de agricultores muestran signos de una reciente introducción de ADN.

También hay otro grupo de edad que parece haber recogido ADN África Oriental, que puede estar asociada con la adopción de un estilo de vida agrícola.

En conjunto, la estructura y la mezcla hacen que sea muy difícil determinar el lugar en África donde los seres humanos modernos hayan aparecido por primera vez.

"No está claro si los humanos modernos se originaron de una sola población por apareamiento al azar", concluyen los autores, "o si los seres humanos modernos surgieron de una población geográficamente estructurada, donde ocurrió un intercambio de material genético con humanos arcaicos".

Sin embargo, los autores fueron capaces de determinar algunos de los rasgos que probablemente fueron decisivos en su éxito.

Esto se debe a que muchos grupos contienen señales de lo que se llama un barrido selectivo, donde un rasgo muestra signos de haber barrido a través de una población, proporcionándole una ventaja evolutiva.

La ventaja no es sólo nuestro cerebro. El khoe-san tienen el índice más alto de una variante asociada con el rendimiento muscular rápido que cualquier otra población encuestada (excepto, quizás, los deportistas profesionales).

Otra variante, que se encuentra en altos niveles en la mayoría de las poblaciones analizadas, se asocia con el crecimiento y la función muscular. Otros tres genes tienen una clara señal de barrido selectivo participan en formación de huesos y cartílagos. Sin embargo, otro está asociado con la función inmune.

Eso no quiere decir que los cerebros no estaban involucrados, ya que dos de las cinco señales más fuertes eran los genes asociados con problemas neuronales (microcefalia y Alzheimer), lo que sugiere su función habitual es la de regular la función cerebral.

Sin embargo, el trabajo pone de manifiesto que no se trata sólo de nuestros cerebros lo que nos preparo hasta este momento.

Orígenes de la humanidad ,del aislamiento y el mestizaje
The Descent of Man. Créditos: Danacea.
Es posible que la secuenciación completa del genoma eventualmente aclare la compleja historia de nuestro origen en África.

Pero si la población de África se estructuró en gran medida, tanto antes como después de este origen, y hubo mestizaje en el pasado, entonces descifrar la cadena exacta de eventos será casi imposible.

Si nuestra historia es tan compleja, puede no tener sentido hablar de un único origen de todos modos.

Un trabajo publicado en Nature Communications describe la historia evolutiva de los primeros poblamientos europeos. El estudio se realiza mediante el análisis del ADN mitocondrial extraído de varios esqueletos.

La secuenciación de restos de ADN encontrados en cuarenta esqueletos ha permitido trazar el primer árbol genealógico de Europa.

El trabajo publicado en Nature Communications permite conocer mediante el análisis genético una parte del pasado del continente europeo.

Y es que el origen del ser humano, y los cambios de las diferentes poblaciones en la historia, han sido objeto de debate entre los investigadores. Desde la biología molecular, se han hecho esfuerzos importantes para revelar la reconstrucción del poblamiento europeo en la antigüedad.

Con este objetivo, esta investigación ha realizado un análisis genómico a través del ADN mitocondrial, y de este modo nos permite conocer algunas de las claves más importantes de nuestros antepasados.

El ADN mitocondrial es la molécula encargada de portar la información genética existente en unos orgánulos específicos de nuestras células, a los que denominamos mitocondrias.

Sus características únicas (su herencia se realiza únicamente por vía materna) permiten que sea una herramienta muy potente en los estudios microevolutivos.

Este es el motivo por el que su estudio nos puede dar información muy relevante sobre la variabilidad de poblaciones naturales.

La única fuente posible de mutaciones que pueden ocurrir en este tipo de ADN son las que ocurren de manera totalmente espontánea.

Estos dos rasgos del ADN mitocondrial lo han convertido en el candidato perfecto para trazar la historia evolutiva del ser humano, y también en nuestro caso conocer el primer árbol genealógico de Europa, gracias a los datos que ahora se publican.

Los estudios con ADN mitocondrial permitieron en su momento confirmar la hipótesis del origen africano del ser humano.

Además, la mejora de las técnicas de amplificación de las muestras de ADN también ha ayudado a la extracción de las muestras utilizadas en este tipo de investigaciones.

Estos dos logros sentaron las bases del estudio que hoy nos permite saber más acerca de este primer árbol genealógico de Europa.

En el trabajo publicado en Nature Communications, los investigadores de la Universidad de Adelaida, en Australia, extrajeron muestras de ADN de los huesos y las dentaduras de esqueletos humanos.

También contaron con el apoyo científico de la Universidad de Mainz en Alemania y del Proyecto Genográfico, de la National Geographic Society.

En sus observaciones, comprobaron la evolución de las secuencias de ADN mitocondrial, desde la Prehistoria a nuestros días, viendo en algunos casos dramáticos cambios a nivel poblacional que no podían explicar los abruptos vaivenes genéticos encontrados.

En otras palabras, en el 7.500 a.C., se dieron las primeras migraciones desde Turquía y el Próximo Oriente, de los agricultores que se comenzaron a asentar en las regiones centrales de Europa.

En los análisis, se observó que esta población había tenido cierto éxito evolutivo. Sin embargo, algo (desconocido por ahora) ocurrió en el 4.000 a.C. aproximadamente, ya que los marcadores genéticos de aquellas primeras poblaciones iniciales cambian de manera drástica por esas fechas.

Orígenes de la humanidad ,del aislamiento y el mestizaje

Trazando este árbol genealógico de Europa, se entiende que los "asentamientos genéticos" del continente europeo moderno se dan en el Neolítico medio, aunque en un período más tardío se produce una introducción de una riqueza genética mayor, al contar con diversas poblaciones procedentes de la Península Ibérica y Europa del Este.

En su estudio, los investigadores también pudieron observar la llegada de la manifestación cultural conocida como "vaso campaniforme", asociada al período inicial de la Edad de Bronce.

Esta surgió en el 2.800 a.C., aunque no se extendería por Centroeuropa hasta pasados varios siglos.

El trabajo, que ha tenido una duración de ocho años, permite no solo estimar los tamaños de las poblaciones, sino también comprobar la tasa a la que han ido "evolucionando" y cambiando las secuencias genéticas.

Un auténtico viaje al pasado a través de la secuenciación del ADN mitocondrial que nos ofrece algunas respuestas acerca de dónde venimos.

Aunque quedan muchas cuestiones importantes por resolver, el trabajo conjunto de la arqueología y la biología molecular facilitarán los avances en el conocimiento sobre nuestra historia en los próximos años.

Fuente : http://mipropiadecadencia.blogspot.com/
Demos el crédito a su creador Creative Commons Attribution-ShareAlike y compartamos de la misma manera.