Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo (B. F)

La primera mujer médico ,Doctora James Barry

La primera mujer médico ... Doctora James Barry
Elizabeth Blackwell (1821-1910), nacida en Inglaterra, fue la primera mujer que estudió (en el Geneva Medical College en Nueva York), y ejerció la medicina, pero existen suficientes pruebas para asegurar que fue precedida por otra notable mujer, quien para poder estudiar medicina y ejercerla durante toda su vida, fingió ser hombre.

Esa mujer fue conocida en el mundo médico como el doctor James Barry.

La historia de James Barry comienza en un lugar indeterminado en un año cercano a 1795.

A los 13 años finalizó la escuela de medicina, y tras unos años de espera, en 1813 se alistó en la Armada Británica. Allí sirvió con distinción en muchas de las colonias que la corona británica tenía, incluyendo India, Sudáfrica y Canadá.

Estando en Sudáfrica, Barry se convirtió en el primer cirujano del Imperio Británico que realizó con éxito una cesárea donde tanto la madre como el hijo sobrevivieron.

Antes de eso, este tipo de operación sólo se realizaba cuando la madre estaba muerta (o casi).

Pasaron los años, y Barry continuó haciendo méritos. Poco a poco, fue ascendiendo hasta lograr el rango de Inspector General de Hospitales de la Armada, aunque también tuvo tiempo para trabajar con la Marina Real mejorando las condiciones sanitarias de los marineros.

Hasta aquí puede parecer una trayectoria admirable, aunque no todo lo extraordinaria que podríamos esperar. Entonces, ¿de dónde viene eso del mito?

Pues de que según se dice, James Barry era una mujer.

En aquellos tiempos, una mujer no podía acceder a estudios médicos, ni mucho menos llegar a ejercer como doctor o cirujano. Por ese motivo, desde su infancia (cuando comenzó en la escuela de medicina), disimuló su sexo para poder aprender y trabajar de aquello que realmente le interesaba.

Por ser reputados feministas y por estar íntimamente relacionados a James Barry, es posible poner la sospecha en tres hombres famosos de esa época: el pintor neo-clasisista irlandés del mismo nombre James Barry (de hecho, tío materno de la joven), el conde escocés Lord Buchan, y el general Miranda. Hasta ahora sólo podemos sospecharlo; no hay pruebas al respecto.

Lo que sí sabemos es que James, antes de viajar a Edimburgo con su tía, para comenzar sus estudios médicos, frecuentaba la casa del ilustre venezolano, donde tenía puerta franca para pasar el tiempo que desease en la famosa biblioteca de su casa de Grafton Way, en Londres, donde se atesoraban más de 6.000 volúmenes, entre ellos libros de ciencias naturales y medicina, que el joven devoraba con apetito.

Sabemos igualmente, por la escasa correspondencia encontrada, que el conde Buchan se interesó por el éxito de los estudios de medicina de James y que Miranda, en Londres, estaba debidamente informado.

La profesora Ruth Bowden de la famosa escuela de medicina para mujeres del Royal Free Hospital de Londres adelantó la hipótesis de que James Barry era hijo ilegítimo de Miranda.

Sabemos finalmente que James obtuvo su grado de médico el año de 1812 en la famosa escuela de medicina de Edimburgo (en esa época tal vez la más reputada del mundo, tanto que pocos años más tarde atraería al Dr. José María Vargas, el médico más notable de nuestro país), a la temprana edad de 17 años, que su tesis de grado -en latín y versando sobre la hernia crural y su tratamiento quirúrgico-, fue dedicada al "padre" de los nuevos países independientes de América del Sur.

Es decir al general Miranda (la construcción gramatical en la antigua lengua clásica, nos permite la liberalidad de interpretar que también lo incluye en esa referencia como a su propio padre), que entre sus planes estaba tomar un barco e incorporarse de inmediato, como médico militar, al ejército emancipador, y que si no llegó a hacerlo fue porque llegaron las noticias a Gran Bretaña de la capitulación de Miranda, de su prisión y de su traslado a La Carraca en Cádiz.

Su futuro estuvo marcado por la seductora y dominante influencia de Miranda, siguió estudios de postgrado en cirugía en Londres, y valido siempre de influyentes y misteriosos "padrinos" ingresó en los servicios médicos del ejército británico, y más tarde obtuvo su primer cargo en el exterior, en Ciudad del Cabo en Surafrica.

Las contribuciones a la medicina de este pequeño médico, lampiño, de pelo rojizo y voz atiplada, son bien conocidas y están siempre relacionadas con el bienestar, higiene, mejor atención y cuidados de los soldados y oficiales a su cargo, e incluso con actos heroicos en el ejercicio profesional como cirujano, por ejemplo, haber llevado a cabo en Ciudad del Cabo la primera operación cesárea en que se salvaron madre e hijo (año de 1826). Se trataba de la esposa e hijo de un rico comerciante de aquella ciudad, y Barry solicitó que el niño llevara su nombre, lo que ha permitido mantenerlo por sucesivas generaciones hasta el presente.

James Barry, a lo largo de su dilatada carrera médica, rotó en diversos sitios del Imperio Británico, desde Malta, Chipre, Trinidad, Jamaica y Canadá, donde impuso favorables reformas que dejaron un impacto duradero.

Siempre estuvo acompañado por un sirviente negro y por un perro (que reemplazaba por otro de semejante raza y color, con el mismo nombre de "Psique", cuando terminaba su ciclo vital), murió en su casa de Londres en 1865 durante una epidemia de disentería.

Fue la embalsamadora la que descubrió y denunció que se trataba de una mujer. Mujer notable por cierto, cuya memoria es imperecedera.

Al parecer, su habilidad para ocultar su verdadero sexo fue tal que hasta que no murió en 1865 y se le realizó la autopsia, no se descubrió el engaño.

Incluso se dice que llegó a disimular un embarazo, y que se encargó ella sola de dar a luz y realizar todos los cuidados.

Extraterrestres , cometas y lluvia roja | VCN

 ... Producto de ello, Louis reunio muestras de lluvia roja, para determinar lo que estaba provocando la contaminación, tal vez arena o polvo de ...


El Circo Máximo de Roma | VCN

... Al poco tiempo se monumentaliza la Spina, o muro longitudinal de mampostería que dividía en dos partes simétricas la pista de arena del ...


El coleccionista de huesos , El Método Científico | VCN

 ... Una huella en la arena * Una sustancia desconocida * Un tornillo sujetando un pedazo de periódico * Una página de libro con el número 119.